9 lecciones de vida que la mayoría que la gente no aprende hasta que es demasiado tarde

La mayoría de las personas no pasan mucho tiempo pensando en cómo verán su vida o qué lecciones de vida aprenderán cuando sean mayores. Sin embargo, si nunca se detiene a considerar cómo evaluará la historia de su vida, es posible que se pierda datos clave sobre la felicidad y la realización personal durante mucho tiempo y solo se tropiece con ellos cuando sea casi demasiado tarde para actuar.

Aquí hay nueve lecciones de vida significativas para incorporar a su pensamiento hoy, junto con las razones por las que son tan importantes.

1. No puedes complacer a todos

No agote sus recursos tratando de asegurarse de que le gustas a todos en el mundo. No hay forma de hacer felices a todos; ¡las cosas que te atraen de una persona probablemente serán las mismas que excluyen una amistad con otra persona!

Todas las personas con las que te encuentras traen su propio equipaje, inseguridades y suposiciones a sus interacciones contigo, por lo que no eres razonable para todas sus reacciones hacia ti. Centra tu atención en el grupo principal de personas que te conocen y te quieren, en lugar de tratar de complacer a todos.

2. Los errores son inevitables … y útiles

Acepte que a veces cometerá errores y que hacerlo no socava su valor. En cambio, cada error es una oportunidad para aprender algo útil.

Siempre que crea que ha cometido un error de juicio, piense en lo que puede enseñarle acerca de ser feliz en el futuro, luego perdónese y trate de dejar ir el arrepentimiento.

3. El amor requiere trabajo

Muchos de nosotros crecimos para creer que el «amor real» será como un gran cuento de hadas, y que encontrar un alma gemela significa que todo encaja naturalmente en su lugar.

Leer también:  Cómo ser positivo cuando estás rodeado de negatividad

Sin embargo, la verdad es que incluso las mejores relaciones requieren una atención y un esfuerzo constantes si quieren seguir siendo felices.

La comunicación abierta es la más importante de todas; Trate de evitar dar por sentado a su pareja y conviértase en un hábito de ser honesto sobre cualquier problema que esté experimentando.

4. Debe ser proactivo con respecto a la salud

Cuando eres joven y en general te sientes bien, es posible que no pienses dos veces en tu salud física. Pero si te tomas el tiempo para mantener tu cuerpo en buena forma, ¡tu yo mayor estará muy agradecido!

Haga todo lo posible por llevar una dieta sana y equilibrada, haga ejercicio cardiovascular al menos tres veces a la semana y consulte siempre a su médico si tiene alguna inquietud sobre un cambio físico.

5. La autoaceptación es necesaria para la felicidad

Es fácil compararse con los demás y preocuparse por quedarse corto, pero es difícil ser feliz si su mente siempre está enfocada en estas comparaciones.

Por supuesto, es maravilloso dedicar tiempo y atención al desarrollo personal constante y la superación personal, pero tendrá una vida más agradable y satisfactoria si puede perseguir estos objetivos sin sumergirse en el autodesprecio.

Piensa en cómo eres capaz de amar a tus amigos y familiares a pesar de los defectos con los que luchan y haz un esfuerzo sincero por mostrarte ese mismo tipo de compasión.

6. Disfruta el viaje de la vida

Sin duda habrás escuchado la frase cliché de que la vida se trata del viaje y no del destino final, pero ¿has pasado tiempo pensando realmente en lo que esto significa?

Leer también:  6 reglas para establecer metas que pueden llevarte a una vida extraordinaria

Si siempre está esperando lo que tendrá o dónde estará en dos años, perderá la oportunidad de disfrutar de la alegría pura que el momento presente puede ofrecer (y solo tenemos garantizado el presente momento, de todos modos).

Puede cultivar el hábito de estar agradecido todos los días al llevar un diario en el que escriba algunas cosas que lo hagan sentir feliz o agradecido todos los días.

7. No trabajes hasta el suelo

Si bien es bueno tener ambiciones y estar dispuesto a trabajar para cumplir sus sueños, es importante recordar que las personas mayores a menudo informan que trabajar demasiado duro es su mayor arrepentimiento.

Es raro que alguien diga cerca del final de su vida que desearía haber pasado más tiempo trabajando. Evalúe periódicamente su equilibrio entre el trabajo y la vida personal y ajústelo según sea necesario.

8. El dinero no resolverá todos sus problemas

En la sociedad occidental, hay un mensaje común de que obtener más posesiones materiales y grandes montones de dinero te hará más feliz. Sin embargo, si no tiene el resto de su vida en orden, no hay cantidad de dinero en efectivo que pueda comprar paz y satisfacción.

Por supuesto, esfuércese por la abundancia financiera, pero asegúrese de conocer sus motivaciones para hacerlo (y tenga claro lo que esta abundancia le traerá y lo que no le traerá).

9. No hay vergüenza en no saber

Por último, no se avergüence ni se asuste cuando se dé cuenta de que no tiene todas las respuestas. Nadie lo hace y todos aprenden sobre la marcha.

Leer también:  7 señales de un lugar de trabajo tóxico y qué hacer a continuación

Haga preguntas abiertas y curiosas, tome un papel activo en su desarrollo cognitivo y emocional y recuerde que la vulnerabilidad es una gran parte de lo que significa ser humano.

Deja un comentario